China legaliza el comercio de productos a base de tigre o rinoceronte

7

El Comercio

El anuncio de China de que reanudará, de forma limitada, el comercio de productos procedentes del tigre y del rinoceronte, provocó airadas reacciones de activistas de defensa de los animales, que denuncian una «sentencia de muerte» para estas especies en peligro.

El comercio de productos como el hueso de tigre o el cuerno de rinoceronte podrá autorizarse en determinadas circunstancias «particulares», anunció el gobierno chino en una circular firmada por el primer ministro, Li Keqiang.

Entre éstas, Beijing cita la investigación científica, la venta de obras de arte y «la investigación de tratamientos médicos».

Para acceder a esos productos se requerirá un permiso especial, matiza la circular. Solo los médicos empleados en hospitales reconocidos por la Administración nacional de medicina tradicional china podrán utilizarlos.

Los volúmenes comerciales estarán «estrictamente controlados» y el comercio de esos productos se prohibirá salvo en los casos previstos, según el texto.

Las autoridades encargadas del patrimonio y del turismo solo podrán autorizar «intercambios culturales temporales» de obras fabricadas a partir de estos animales.

La liberalización sustituye a una prohibición total dictada en 1993. Pero el mercado negro sustituyó el comercio legal y muchos productos prohibidos entran en China por Vietnam, según movimientos ecologistas.