MIE
DIC
12
MIE
DIC
12

Ministro Sánchez: “En Tarija se oponen a fuertes inversiones”






21 noviembre, 2018

Redacción central/Bolinfo/Tarija
(elPeriódico, noviembre 21/2018) El ministro de Hidrocarburos, Luis Alberto Sánchez, fue enfático en decir que “en Tarija se oponen a fuertes inversiones”, para seguir generando recursos económicos a través de los hidrocarburos.
“Perdida es cuando tu produces y de repente dejas de producir o dejas de vender, y eso no pasa con ninguna Gobernación de Bolivia, puesto que ninguna invierte ni un boliviano, opera, todo el esfuerzo es del Estado por medio de YPFB, más del 50% de ese esfuerzo es dirigido a las regalías por concepto de IDH, así que el esfuerzo y perdida por las gobernaciones es 0”, dijo.
Indicó que cuando se pretende hacer grandes inversiones en Tarija, se tiene una oposición.
“Cuando queremos hacer inversiones en el caso de Tarija se oponen, estamos hablando de más de 1000 millones de dólares o cuando hacemos una ley de incentivos, también se oponen; creemos que si no hacen nada ni invierten y reciben una gran cantidad de dinero, lo mínimo que deberían hacer es apoyar”, dijo.
Asimismo, dio datos estadísticos sobre las regalías e IDH que recibió el departamento. En el año 2005 Tarija recibió unos 20 millones de dólares, en los años de crisis tuvo ingresos entre 200 y 300 millones de dólares, “hay que mirar el contraste entre los gobiernos y su inversión, en los últimos 12 años Tarija ha recibido cerca de 5000 millones de dólares y este año estoy seguro que va a recibir mucho más que los años pasados”
El ministro calificó de político “la aparente oposición a la inversión de malos tarijeños”.
“Esto solo puede ser algo político, porque si inviertes dinero o si ves que la maquinaria va a empezar un trabajo de exploración o lo que sea y te opones, harás que haya menos producción y comercialización y a menos comercialización, menos regalías para el departamento, se necesitan ingresos y explotar estos recursos que son finitos, si no los aprovechamos y organizamos correctamente el que pierde el país”, dijo.
Son dos factores que se aprestan a impedir que se realicen trabajos de explotación y exportación de hidrocarburos en el departamento, el primero el tema ambiental en Tariquía, y el segundo la petición de O’Connor y Arce, de hacer una nueva distribución de las regalías departamentales.
Asimismo, indicó que para cumplir el compromiso y asegurar el mercado argentino, Bolivia ha invertido más de $us5.000 millones en exploración de nuevos reservorios, desarrollo, infraestructura y en gasoductos; “a esto se deben sumar las reservas hidrocarburíferas que hemos garantizado y que restan entregar al vecino país que son 3.7 TCF, monetizadas tienen un valor de casi $us26.000 millones”, dijo Sánchez.
Según la explicación del ministro, Bolivia firmó un contrato y una adenda con Argentina, que más que “un contrato de producción es un contrato de reservas”. La autoridad explicó que la monetización de las reservas de gas que resta entregar a la Argentina al precio actual valen cerca de $us 26.000 millones.
Apunte
Gasoducto Juan Azurduy
El ministro afirmó también que el Estado boliviano construyó el gasoducto Juana Azurduy de Padilla (GIJA) para garantizar la provisión de gas desde Bolivia a Argentina, mediante el cual se concreta el envío de volúmenes diarios a ese país.
La autoridad resaltó que Bolivia ha realizado fuertes inversiones en desarrollo de plantas de procesamiento. “La planta de Margarita ha crecido de 3 millones de metros cúbicos día (MMMcd) a cerca de 20 MMmcd en capacidad de procesamiento. Otro campo que compromete su gas a Argentina es Incahuasi, donde hemos construido una planta nueva que tiene una capacidad de 8 MMmcd y, ahora, estamos ampliando de 8 a 11 MMmcd y otras instalaciones de procesamiento de gas”. (eP)

SACA PUNTAS

mas
SUMA

La Subgobernación de Cercado inauguró ayer la “Casa del Artesano”, un centro de exposición que tendrá un enfoque comercial, de artesanías y turístico.

RESTA

La gestión 2018 concluirá sin la entrega prometida desde la Gobernación de la nueva unidad de hemodiálisis a favor del hospital San Juan de Dios.