LUN
NOV
12
LUN
NOV
12

El calvario de los no videntes en Tarija






25 octubre, 2018

LORENA PÉREZ/BOLINFO/TARIJA
(elPeriódico, octubre 25/2018) Instituciones públicas como privadas, en su mayoría, no cuentan con una infraestructura adecuada para las personas con algún tipo de discapacidad, en este caso, los no videntes, quienes atraviesan diariamente una serie de obstáculos que les imposibilita el desarrollo de sus actividades diarias.
El Día Mundial del Bastón Blanco o White Cane Safety Day se celebra todos los años el 15 de octubre; durante esta jornada, realizan diferentes eventos, como parte de ellos, campañas de concientización para experimentar la falta de visión y reflexión.
En la ciudad de Tarija, son diversas las actividades que desarrollan conmemorando esta fecha, según explicó el responsable departamental del Instituto Boliviano de la Ceguera (IBC) en Tarija, Milton Zubia.
“Hemos empezado el calendario, con guiar a nuestras autoridades, nosotros desde el Centro de Rehabilitación de Ciegos 15 de Abril (Cereci), hasta la plaza principal”, dijo Zubia el pasado lunes 15 de octubre durante esta actividad.
El tomar conciencia y reflexionar, es el principal objetivo de estas actividades, según Zubia, además de visibilizar la problemática de la ceguera, tanto en la ciudad de Tarija, como en el resto del país.
Durante el trayecto en esta caminata, según las personas no videntes que participaron de esta actividad, existen diversos obstáculos, especialmente en las calles de la ciudad.
Cruzar las calles es un problema, porque los propietarios de los autos y motocicletas, estacionan por doquier, sin respetar las señalizaciones, los pasos peatonales u otros.
“No nos dejan libre el paso de cebra, las aceras están ocupadas con cualquier tipo de objetos y nosotros no podemos desplazarnos libremente como debería ser”, lamentó.

Las personas con discapacidad, de acuerdo a Zubia, pueden estar en cualquier estrato social y no distingue ningún tipo de característica.
No videntes solo piden orientación
Los derechos de las personas con discapacidad, deben ser respetados y cumplidos, no solo por las autoridades, sino también por la población en general, según declaró el responsable departamental del IBC en Tarija, Milton Zubia.
“Queremos que los derechos de las personas con discapacidad, sean cumplidos, por las autoridades y también por la población en general”, declaróx
De igual manera, cuando un ciudadano observa a una persona con discapacidad en la calle, esta pueda orientarla, sobre todo, cuando se trata de cruzar la vía, “si bien no nos pueden llevar, solo queremos que nos orienten”.
Otro aspecto que debe mejorarse en cuanto al trato a las personas no videntes, de acuerdo a Zubia, es el servicio que brinda el transporte público, porque generalmente, cuando una persona pide que pare un bus, el chofer decide no hacerlo y continuar con su ruta.

“Cuando queremos abordar un micro o un taxi, quisiéramos que se detengan porque a veces se pasan de largo y uno se queda horas parado hasta que alguien de buena voluntad te colabora, solo eso queremos”, acotó.
Objetos en las aceras, alambres y cables prácticamente invisibles, aceras levantadas por las raíces de un árbol, el desnivel en la construcción son algunos de los males por los que atraviesa una persona ciega en las calles de la ciudad.
Falta de infraestructuras
La directora del Servicio Departamental de Gestión Social (Sedeges), Mery Polo Areco, lamentó que aún existan barreras arquitectónicas para las personas con discapacidad, especialmente para los no videntes.
Polo, aceptó que existen otros aspectos que imposibilitan el acceso a sus derechos, por ejemplo, cuando visitan un centro de salud o un hospital, existen barreras arquitectónicas que nos son las adecuadas.
“Solo algunos establecimientos están adaptando su infraestructura apara alguna discapacidad física, otros, ni siquiera para las físicas, para la visual, todavía es algo muy lejano”, declaró.
Establecimientos educativos, entidades financieras y otras instituciones, todavía no logran adaptarse arquitectónicamente a las personas con discapacidades.
“Todavía es un tema que no hemos podido superar como población en sí, desde lo privado y gubernamental, ya que en las instituciones públicas, es una deficiencia que tenemos hasta ahora”, dijo.
Las normativas existen, por lo que Polo, indicó que desde la Gobernación de Tarija, elaboran afiches de recordatorio a cada institución, con las recomendaciones y exigencias para el cumplimiento de las normas.
“Sobre todo con el tema de las barreras arquitectónicas, pero también con el trato preferencial, pues cuando ingresa una persona con discapacidad, tiene que cederse el espacio para que sea atendida”, aclaró.

Otras discapacidades sin preferencia
“En caso de que sea necesario, esta profesional podrá acompañar a una persona a un centro de salud, audiencias y así podrá ser entendida por quien le preste algún servicio, esa era una gran falencia”, indicó.
Mery Polo habla de la contratación de una persona que se especializa en el lenguaje de señas, quien ayude a quienes requieran este apoyo.
No solo en Tarija, sino en el país y en el mundo, según Polo, debería aprenderse el lenguaje de señas para una mayor comunicación con las personas sordas.
“Este lenguaje no es reconocido por la Constitución Política del Estado (CPE) como una lengua nativa; sin embargo, lo es”, afirmó. (eP).
elAPUNTE
Paquete alimentario para las personas no videntes
La directora del Sedeges, Mery Polo, informó que la Gobernación de Tarija, apoya a las personas no videntes en la asistencia técnica.
También está el aporte en la alimentación a través de los paquetes alimentario para las personas con discapacidad.
“Ahí se abarca todos los tipos de discapacidades; la Ley Nº 105, exigía que las personas vayan con su carnet del Sistema de Información del Programa de Registro Único Nacional, pero ahora pueden recoger el paquete con el carnet del Instituto de la Ceguera Boliviana (ICB)”, explicó.
laCIFRA
Según datos del Instituto Boliviana de la Ceguera otorgados al Servicio Departamental de Gestión Social (Sedeges), hasta el año 2017, se tienen a unas 800 personas no videntes en el departamento de Tarija.
losDATOS
Los índices de inseguridad en las calles de la ciudad de Tarija, son altos debido a los obstáculos que existen en las aceras y obligan a las personas a bajarse de la acera para caminar en las vías por donde circulan los motorizados.

NOTA DE APOYO
Nuevas infraestructuras adecuadas arquitectónicamente
Algunas obras que se encuentran en ejecución, como el hospital Materno Infantil y el hospital Oncológico, son construidos tomando en cuenta estos aspectos arquitectónicos para su acceso a las personas con discapacidad.
Otra obra que ya fue inaugurada y cuenta con estos aspectos arquitectónicos, es la Casa del Bienestar, acotó la directora del Sedeges, Mery Polo, un espacio que alberga a mujeres que sufrieron algún tipo de maltrato.
“Tenemos personas con discapacidad acogidas ahí, se sienten felices y plenas, ellas dicen que es la primera vez que pueden ingresar a un baño sin la ayuda de un tercero, además de que se respeta su intimidad”, aseveró.
Polo, indicó que estos “detalles”, son sencillos, pero con gran significado para las personas con discapacidad, “que se sientan bien en estos espacios, es importante”.
El tema arquitectónico para las infraestructuras públicas o privadas, según Polo, deberían ser una “exigencia”. Condominios y edificios con departamentos, deberían contar ya, con estas previsiones al momento de ser construidos.