LUN
OCT
15

“Se repite la historia”





9 octubre, 2018

Por Abraham Cruz Mamani
“La historia se repite, pero de diferente forma”. Eduardo Galeano escribió que Mariano Melgarejo obligó al Embajador de Inglaterra a tomar un barril de chocolate por haberle despreciado un vaso de chicha, además, el inglés fue paseado por las calles de La Paz en burro montado al revés, la reina Victoria busco en el mapa e hizo una cruz con tiza y dijo “Bolivia no existe”. Pasaron algunos añitos, los ingleses armaron a los “rotos” hasta los dientes para invadirnos y arrebatarnos el Litoral.
El 26 de septiembre de 2018 se escuchó un discurso eufórico en la ONU. Rafael Puente, nos dice: “se ha dado el lujo de decirle un montón de verdades al Presidente del Estado más rico, poderoso y prepotente del planeta. Realmente era como para sentirse orgulloso de ser boliviano …”, seguidamente, el jesuita reflexiona al orador sobre su escasa moral.
Para mí, este hecho, fue la última gota de chocolate que rebalso la ira del imperio, por otra parte, el Tribunal estaba hastiado del fascismo, los constantes apoyos y zalamerías del orador a tiranos como Maduro, Ortega, Bazhar Al Ásad y Teodoro Obiang, que condimentó y abonó el fallo de La Haya. No medimos las consecuencias, la multidimencionalidad es asunto de Estado para los EE.UU. actuamos con el hígado politizado y no con el corazón y la inteligencia, de ahí en adelante los ocho panes salieron quemados.
En la guerra del Pacífico, muchos salieron mutilados, pero, continuaron su vida, sabiendo que la pierna lo perdieron por la patria, otros perdieron la vida, pero, sus hijos, continuaron orgullos todos los días de su existencia; Bolivia, quedo mutilada, esperaron su muerte, pero seguimos de pie. Para mi “Recuperar el Litoral fue una mamada plurinacional”, tenía la esperanza de equivocarme, aunque sea un poco, no fue así, me conformo con el proverbio ingles “Espera lo mejor, prepárate para lo peor, acepta lo que venga”, todos los bolivianos esperábamos lo mejor, el banquete de la Post Haya estaba servida para el llunkerio, nadie nos preparó para lo peor, … es hora de aceptar lo que vino.
El articulista Hernán Terrazas, dice: “El mal perdedor pierde dos veces”, quedamos peor que antes, perdimos peor que en la guerra, nos arrebataron hasta la esperanza, pero, aún tenemos el honor y orgullo de ser mediterráneos. Los que no pudieron con la guerra, los que hicieron mal el tratado de 1.904 no esperen que nosotros solucionemos sus errores, y los que perdieron en La Haya no carguen en las espaldas de las futuras generaciones sus desaciertos, basta de engrillarnos a sus errores obligándonos a ser estatuas de sal para mirar aguas de sal, no sigan humillándonos en nombre de todos, por abajo, con sofismas y cartas entre las mangas utilizan el mar para arrebatarnos el voto de las urnas.
Tarija, 08 de octubre de 2018