MAR
AGO
14

Los obispos se juegan la vida ante la represión de Ortega en Nicaragua






29 julio, 2018

El Comercio

“Bueno, hermano, ahora sí literalmente esto me está costando sangre”. Este fue el mensaje que Silvio Báez, obispo auxiliar de la Arquidiócesis de Managua, le envió a uno de sus hermanos luego de la agresión física que él y otros religiosos sufrieran a manos de paramilitares el 9 de julio en Nicaragua.

Diez días después, el presidente nicaragüense, Daniel Ortega, acusó de golpistas a los obispos de la Conferencia Episcopal Nicaragüense (CEN) por sumarse al pedido de adelanto de las elecciones generales a marzo del 2019.

Solo tres meses antes, el régimen orteguista había urgido a esos mismos clérigos a actuar como mediadores en el diálogo nacional para salir de la crisis iniciada hace cien días.

SACA PUNTAS

mas
SUMA

En instalaciones del Club Social inicia hoy a las 8.30 un taller organizado por dos integrantes de la Brigada Parlamentaria en coordinación el Servicio Departamental de Salud, para socializar normativas respecto a la salud de las mujeres.

RESTA

El director de Turismo de la Alcaldía, Never Gonzales Cortez, informó que en la tarea de inspección a los centros nocturnos, encontraron discotecas que reusaban los envases de plástico.