MIE
AGO
15

7 cosas que debes saber antes de recortarte el flequillo tú sola






15 julio, 2018

Cultura Colectiva

Cortarte el flequillo tú sola es de valientes, sólo no cometas errores. Nosotros te decimos cómo.

En el total auge de los tutoriales en YouTube y los influencers sabelo-todo en Instagram y otras redes, creemos que es extremadamente fácil tomar un par de tijeras, asir alguna navaja y darle rienda suelta a la creatividad sobre nuestra cabellera. Error garrafal. Así es como nacen día a día videos de mujeres desilusionadas y con la melena descompuesta que a todos nos hacen reír en Facebook. No seas una de ellas, por favor. Especialmente cuando buscas recortar y delinear tu flequillo.

Entonces, atendiendo a que mucha información se nos suele escapar de las manos y que no todas nuestras estrellas digitales nos comparten el 100 % de lo que deberíamos saber, toma tus tijeras y un par de notas en torno a los consejos que a continuación te mostramos. Suficientes para lograr tu cometido; urgentes para no andar con la vida con un mechón de pelo parado por la calle.

::

Dos. Usar tijeras para cabello es necesario; ni se te ocurra comprar unas escolares de punta roma o alguna bestialidad así.

Tres. Las puntas de tus tijeras deben permanecer a 45 grados de inclinación con respecto de tu rostro. No vayas a sacarte un ojo, pero tampoco cometas el error de cortar horizontalmente.

Cuatro. No cortes grandes porciones. Para eso es el conejo anterior.

Cinco. Si lo que deseas es un flequillo más asiático o recto, toma un peine, sostén tu cabello y, de la manera más atenta posible, corta una línea perfecta.

Seis. No despuntes tu flequillo más de un centímetro. Si quieres más, vuelve más tarde; sólo no hagas las cosas brusca e irremediablemente.

Siete. Para verificar los resultados, seca y vete en un espejo. Si es necesario, repite estos pasos hasta conseguir lo que deseas; lo que jamás debes hacer es seguir esos consejos que involucran un nudo o un twist en tu cabello para recortar. Eso es peligro puro.

::

Piensa, sobre todo, que la paciencia es ese secreto que te llevará a todo éxito. Recapacita. Aunque el cabello crece, no quieres andar por la vida con el cabello mocho y un flequillo de miedo. Porque de aquí a que crece, todo será amargura y, de vez en cuando, alguna risa de autocompasión. Toma las cosas con calma.