DOM
SEP
23

LA ACCIÓN DE ENVIAR IMÁGENES A OTRA PERSONA VÍA INTERNET O CELULAR






12 julio, 2018

La acción de enviar imágenes a otra persona vía internet o celular
Cnl. DESP. Rommel César Raña Pommiér
A los amables lectores de EL PERIÓDICO decirles que las personas que alguna vez o habitualmente envían fotos a otra persona, sea esta conocida o no, amiga, familiar o que solamente se contactó circunstancialmente por las redes sociales, jamás se dan cuenta el terrible riesgo que corren al poder verse involucrados en un hecho que aunque parezca por el carácter sentimental de la relación, que pudiese tornarse en un peligro que al término de ésta relación sentimental puedan verse denunciados por el solo hecho de recibir una imagen o foto suya.
Estas personas incrédulas, creen ingenuamente que una imagen en un terminal móvil está segura y no son capaces de proyectar, de imaginar, las variadas formas en que esa imagen puede salir del dispositivo.
Un robo, un error, una broma, un extravió o la voluntad de su propietario.
Estas personas confían plenamente en la discreción, sino el amor eterno profesado, por parte del destinatario del envío. Carecen de experiencia vital suficiente que les invite a pensar en que las cosas, en la vida, cambian por muy diversos factores.
Sienten cierta presión de grupo que les lleva a ganar notoriedad y aceptación en este contexto, el digital, tan importante para ellos. Este factor, añadido a la plenitud hormonal, puede generar combinaciones poco recomendables y que el día de mañana puede ocasionarle problemas de por vida.