SAB
NOV
17
SAB
NOV
17

Hospital del Quemado entra en funcionamiento






10 julio, 2018

Sin equipamiento, con observaciones a la infraestructura y entre otras anomalías, esta institución en salud se trasladó a su nueva infraestructura
Sidar Paca/Bolinfo/Tarija
(elPeriódico,julio–10/2018) Los trabajos de traslado del Pabellón del Quemado al nuevo hospital, fue concluido este fin de semana.
Ocho pacientes fueron trasladados a la nueva infraestructura que fuese inaugurada el pasado año.
Sin embargo, el nuevo hospital sigue sin equipamiento, tiene observaciones a su infraestructura, por lo que los médicos esperan que estos problemas sean solucionados.
El director del Hospital del Quemado, Gilberto Rengel, informó del instructivo recibido de la Secretaría de Desarrollo Humano de la Gobernación, para ejecutar el traslado a la nueva infraestructura.
“Hay problemas que se tienen que solucionar en la infraestructura, pero algunos ya se dieron solución”, confirmó el médico.
Recordó que constantemente hicieron conocer de estas falencias que tenían en la infraestructura nueva, cuando este empezaba a ser construido, por lo que recomendaron a los encargados de la ejecución del proyecto que puedan solucionar, sin haber sido escuchados en ningún momento.
Rengel, mencionó que la Liga del Quemado logró conseguir una donación por encima de 1 millón de dólares de la organización Partners of the Americas, una organización estadounidense sin fines de lucro.
Además, que el equipamiento del citado hospital se encuentra en Bolivia en los almacenes de la Aduana Nacional para ser recogidos una vez que solucionen los problemas económicos con la entidad estatal.
Mientras tanto, mencionó que la institución trabajará con todo el equipamiento que tenían en las antiguas instalaciones del Pabellón del Quemado.
Explicó que los equipos que ya tenían del Pabellón del Quemado, cumplen con todas las necesidades que tienen los médicos para atender a los pacientes que a la fecha se encuentran internados en el hospital.
Los pacientes que se encuentran internados en la nueva infraestructura del hospital no son de gravedad. “Tenemos personas con maxilofacial ulcerados”, detalló.
Según Rengel, están trabajando con el mismo personal en salud, pero tienen previsto incrementar más funcionarios.
La construcción del Hospital del Quemado de la ciudad de Tarija comenzó en la gestión 2015, impulsada por la Asociación Pro Quemados (Aproquem).
La nueva infraestructura cuenta con ambientes especializados en tratamiento para quemado, tanto para menores de edad como para personas adultas.
Esta obra fue concluida y entregada el año 2017 por el gobernador, Adrián Oliva Alcázar, con “bombos y platillos”, no obstante, no pudo realizarse el traslado del antiguo al nuevo edificio por la falta de equipamiento como de otras refacciones que debían realizar.
El equipo de prensa de elPeriódico, realizó un recorrido por los ambientes de la nueva infraestructura, verificando que existen cuartos vacíos por la falta de equipamiento, poco personal y áreas verdes descuidadas a un año de su inauguración.
Los médicos esperan que la Liga del Quemado pueda hacer realidad la entrega del nuevo equipamiento, para que cambie la imagen de la infraestructura.
La ejecución de la obra fue de Bs 6,4 millones. La supervisión costó medio millón de bolivianos, y el hospital lleva el nombre de “María Luisa de Prentis”, persona que estuvo al servicio de los pacientes quemados en Tarija.
El secretario de Desarrollo Humano de la Gobernación de Tarija, Edgar Guzmán Jáuregui, respondió anteriormente que esta institución apoyará los procesos de liberación de impuestos aduaneros de la donación de equipamiento para el hospital del Quemado de Tarija.
En cuanto al tema de personal, la Gobernación por medio del Servicio Departamental de Salud (Sedes), espera la designación de más ítems para el departamento por parte del ministerio del ramo. (eP).
LOS DATOS
• Está prevista la entrega del nuevo equipamiento para el Hospital del Quemado, que empezó a funcionar desde este lunes 9 de julio.
• La obra fue entregada en la gestión 2017 por el gobernador Adrián Oliva, por lo que estuvo sin entrar en funcionamiento por más de un año.
• Uno de los problemas es la falta de personal.