MIE
JUL
18

Cómo depilar tus cejas según tu tipo de rostro






27 junio, 2018

Cultura Colectiva

Antes de hablar de cómo elegir el tipo de ceja correcta, es importante reconocer cuáles son las partes de una ceja —sí, las tiene—. Podemos identificar tres y comienzan desde el punto más cercano al comienzo de la nariz: origen —la primer parte y la más gruesa; punto de altura, el arco que se alza arriba del párpado y cola, la parte última y más delgada.

No sólo se trata de la forma como tal, sino de la distancia que tenga respecto a los ojos y a su direccionalidad; puede ir de manera horizontal —línea recta—, descendente —el origen más alto que la cola— o ascendente —la cola más alta que el origen.

 

El color de las cejas también es decisivo; lo más conveniente es que sean armónicas con el color del cabello. Esto porque si son más claras, el rostro perderá expresividad y si son más oscuras, las facciones pueden endurecerse demasiado.

 

Rostro alargado

Si tu rostro es largo, lo que te vienen mejor son cejas horizontales o rectas, esto logrará un buen efecto de equilibrio con lo vertical de tu rostro. Evita el punto de altura quede angulado, esto hará que tu cara se vea aun más larga.

Para equilibrar, lo conveniente es que arquees tus cejas en un ángulo elevado. Tampoco hagas una especie de triángulo —eso te haría ver con ceño fruncido— solamente procura que quede un ángulo que evite una ceja circular.

 

Rostro cuadrado

Si tus facciones son más cuadradas conviene que pongas especial énfasis en el punto de altura, de tal manera que queden arqueadas en forma de “V” invertida. Aunque no debes exagerar con el ángulo, debes evitar las cejas rectas y las circulares.

 

Rostro diamante

Este es uno de los rostros menos usuales pero de los más bellos. Debido a los distintos ángulos que tiene tu rostro, debes evitar que éstos sean muy marcados. Por eso, en tu caso, una ceja circular es la mejor opción. Te dará armonía y suavizará tus facciones.

 

 “¿De dónde a dónde?”

como depilar tus cejas segun tu cara 6

Además de forma, color y grosor, las cejas deben tener un tamaño determinado para lucir bien. Mucho más allá de modas y tipos de rostro, ésta dependerá de elementos muy precisos:

La parte inferior —la más cercana a tu nariz— deberá comenzar justo a la altura donde termina la aleta de tu nariz. Para determinarlo, coloca un lápiz en ese extremo nasal y mantenlo recto: debe coincidir con el lagrimal, el inicio de la ceja comenzará donde llegue la línea.

El punto de altura más adecuado lo encontrarás colocando el lápiz a la altura de la nariz, esta vez de manera inclinada. Harás que pase por el extremo de la pupila.

Para saber a dónde debe llegar la cola, coloca el lápiz en la aleta de la nariz e inclínalo un poco más, hasta que pase por tu lagrimal externo.

Tips Extras:

Opta por las pinzas en lugar de las navajas

 

Es mucho mejor que retires los vellos a que sólo los recortes. Si te habitúas a pasar la navaja, los vellos pueden hacerse más gruesos, además de que estás más propensa a alguna infección si te cortas.

No arranques el pelo con contrasentido

Es mejor que vayas quitando los vellos en el sentido del nacimiento. Esto evitará que se corte a la mitad y que te lastime los párpados.

Hacerlo con pinzas limpias:

 

Los ojos y las zona circundante es especialmente delicada, es por eso que debes desinfectar pinzas, pinceles, tijeras y peines que utilices.

No lo hagas diario

 

Además de lastimar tu piel, no es recomendable que lo hagas de una manera tan seguida. Es necesario que dejas a tus vellos salir. Lo recomendable es que lo hagas una vez cada dos semanas.

Aunque es bueno arriesgarse, en cuestiones de cejas debes ser previsora. Piensa que en los 90 la ceja de Gwen Stefani estuvo bien, pero 20 años después la tendencia es completamente diferente. Por eso, no tomes decisiones extremas; no depiles de más si no estás segura de hacerlo.