MIE
JUL
18

Economía argentina paralizada por paro nacional de sindicatos






25 junio, 2018

Una huelga nacional paralizó gran parte de Argentina el lunes a medida que los sindicatos intensifican su campaña contra las reformas de mercado del presidente Mauricio Macri.

Autobuses, subtes, trenes, camiones y aviones, así como hospitales, escuelas, bancos y tiendas cerraron en Argentina el lunes por la huelga de 24 horas convocada por la CGT, la organización coordinadora de los principales sindicatos del país. La paralización sigue a otro paro a inicios de este mes en el que los conductores de camiones bloquearon calles en la capital, Buenos Aires.

La huelga representa una escalada en las tensiones entre Macri y los sindicatos, que se han opuesto a las reformas económicas del gobierno.

Se produce después de una caída en el peso que elevó la inflación y llevó a la administración de Macri a solicitar ayuda al Fondo Monetario Internacional (FMI) y a cambios en el Ministerio de Finanzas y el banco central del país. Los sindicatos quieren que Macri reabra las negociaciones salariales luego que la inflación superara las expectativas en el momento en que se hicieron los acuerdos actuales.

Las protestas de hoy pueden ser solo el comienzo ya que se espera que la depreciación de la moneda perjudique el crecimiento este año. Los analistas de Wall Street han reducido las estimaciones de crecimiento para el segundo y tercer trimestres en medio de la volatilidad del mercado.

También se pronostica que la inflación finalizará el año en 24 por ciento, según los analistas encuestados por Bloomberg, solo marginalmente por debajo del 25 por ciento del año pasado.

“La economía aún no ha sentido todo el impacto de la depreciación de la moneda”, dijo Santiago López Alfaro, socio de Delphos Investment, firma consultora con sede en Buenos Aires. “En los próximos meses, vamos a ver más de este conflicto social a medida que la inflación sigue aumentando y el consumo cae”.

El gobierno estima que la paralización costará a la economía alrededor de 28.000 millones de pesos (US$1.000 millones). Entre los sectores más afectados se encuentran los viajes aéreos, con alrededor de 594 vuelos cancelados o reprogramados, según el Ministerio de Transporte. Las aerolíneas, incluidas Latam Airlines Group y Aerolíneas Argentinas habían advertido de interrupciones.