MIE
JUL
18

UPEA decide radicalizar protesta, pide reunión con Evo, Gonzales y Montaño






6 junio, 2018

ERBOL

La Asamblea de la Universidad Pública de El Alto (UPEA) determinó radicalizar las medidas de presión en demanda de mayor presupuesto, y exigió que el conflicto se solucione en diálogo con los presidentes de las cámaras legislativas, José Alberto Gonzales y Gabriela Montaño, además del primer mandatario Evo Morales.

“Vamos a radicalizar las medidas, vamos a seguir hasta las últimas consecuencias y vamos a mantener nuestra posición firme”, dijo el máximo dirigente estudiantil, Franz Contreras. Luego de la Asamblea, los universitarios bloquearon el peaje.

Los representantes universitarios explicaron su demanda es modificar la Ley 195 para incrementar los recursos destinados a la UPEA, por lo cual quienes deberían atender su pedido son los presidentes de las cámaras legislativas junto con el presidente, y no los ministros.

Sostuvieron que no quieren reunirse con ministros, como lo propone el Gobierno, puesto que les han perdido confianza por anteriores diálogos sin resultados óptimos y la campaña mediática que difunden contra la demanda de la UPEA.

Asimismo, rechazaron la oferta del Gobierno de subvenciones extraordinarias al considerar que sólo son parches, sin resolver el tema de fondo de la carencia de recursos.

La Asamblea también ratificó en el pedido de renuncia de los ministros Carlos Romero, Mario Guillén y el viceministro Jaime Durán. Además, exigió la dimisión de los comandantes nacional y regional de la Policía, además de los jefes de la UTOP.

La UPEA también declaró traidores a la Federación de Juntas Vecinales (Fejuve) y la Central Obrera Regional (COR) afines al MAS, debido a que se reunieron con ministros para abrir el diálogo, sin la presencia de los universitarios.

Sostuvieron que si los dirigentes de la Fejuve y la COR asisten al diálogo, deberán sentarse del lado del Gobierno y no de la Universidad.

Además, la Asamblea decidió exigir disculpas de las autoridades gubernamentales debido a la campaña mediática que se realiza contra al UPEA, que a su criterio es de calumnia. Asimismo, exigen disculpas por las declaraciones del presidente del MAS, Gerardo García, en sentido de que el presidente no se reúne con la Universidad para no arriesgar su vida.