MIE
SEP
26

​DESCONCENTRACIÓN POLICIAL Y SU NUEVO ENFOQUE EN LA LEY DEL SISTEMA NACIONAL DE SEGURIDAD CIUDADANA






12 marzo, 2018

Cnl. DESP. Rommel César Raña Pommiér

Continuando con el ciclo de artículos sobre el nuevo modelo de Policía Comunitaria, en el marco de la desconcentración de los servicios policiales y con la intención de prestar un mejor servicio que se traduce en un producto de calidad institucional, se ha promovido desde el año 2007 de forma Intra- institucional con instrucciones precisas para la aplicación de la desconcentración de los Servicios Policiales en los nueve Comandos departamentales del país con una filosofía de servicio de interacción de manera directa con la ciudadanía. 

El diagnóstico 2012-2013 realizado por el Departamento Nacional de Planificación de la Dirección Nacional de Planeamiento y Operaciones, expresa la realidad en que se encuentra la iniciativa institucional y que haciendo un  mea culpa, se puede indicar que el desarrollo que ha tenido la misma obedece a muchos factores que encuentran inmersas en su mayoría en el comportamiento organizacional  de la Policía Boliviana. La vigencia de la Ley Nro. 264 del Sistema Nacional de Seguridad Ciudadana, su reglamento aprobado por D.S. Nro. 1436 y el mismo Plan Nacional de Seguridad Ciudadana  2012 -2016 confiere a la Policía Boliviana el reto de afrontar de una manera democrática  y orientada a la solidaridad y apoyo comunitario con una permanente interacción Policía – Comunidad, la lucha contra la delincuencia, sobre todo el reflejar la reducción de la percepción de inseguridad en todos los estantes del territorio boliviano.

Es imperativo el cambio en la estructura organizacional para afrontar decididamente esta lucha a favor del usuario final que es la sociedad, la propugnación de este cambio debe obedecer a crear una mayor confianza y reconocimiento de las relaciones policía y comunidad; por eso la normativa actual de Seguridad Ciudadana plantea implícitamente que los viejos modelos doctrinarios de la vieja República a una policía, respondiendo a la demanda actual, plantea necesidades de protección y de seguridad personal y patrimonial. En este contexto la Policía Boliviana deja de mantener una estructura cuartelaría similar a las Fuerzas Armadas para construir y crear  una estructura netamente Policial, pero esta vez con apoyo y participación plena de las Entidades Territoriales Autónomas, a través del impuesto directo de los hidrocarburos y de otras instituciones, con el denominativo “control social” de toda la población que tiene residencia en el área de responsabilidad de la Estación Policial Integral. 

La estructura organizacional debe sentar sus bases en la desconcentración de los servicios Policiales y esta debe ser sometida a una planificación estratégica, cuyo fin responda a una distribución equitativa territorial a nivel nacional convirtiéndose en infraestructura principal  la estación Policial integral, que para su funcionamiento contendrá unidades Policiales donde se albergaran las unidades de prevención y las de investigación; en estas últimas será importante conocer la incidencia delictiva del área de responsabilidad; lo que hará que no toda infraestructura construida para este propósito, tenga las mismas necesidades y/o posean las mismas divisiones de investigación  criminal como un ejemplo, se entiende que la desconcentración no es simplemente policial, sino también el alcance debe llegar inclusive al ministerio público, que deberá desconcentrarse con un representante institucional al interior de la Estación Policial integral; también participan las defensorías de la niñez y adolescencia  dependientes  de los gobiernos autónomos Departamentales y los servicios legales integrarles municipales (SLIMS) de los Gobiernos Autónomos Municipales; entonces estos inmuebles se convierten más allá de la intención policial que se inició por el año 2007, en un conglomerado de servicios que se pretender ofrecer a la sociedad para beneficio de la reducción de la percepción de inseguridad

SACA PUNTAS

mas
SUMA

Los 783 estudiantes y plantel docente de la unidad educativa Esteban Migliacci, mediante la actividad del teatro están organizando un festival en el que revaloricen los valores de la familia.

RESTA

Cortes de energía eléctrica, inundaciones y semáforos quemados dejaron las primeras lluvias de la temporada, mostrando una ciudad que no está preparada para ninguna eventualidad climatológica, pese a las experiencias anteriores que debieron servir para tomar previsiones a las instituciones responsables.