MAR
NOV
13
MAR
NOV
13

Cinco reos peligrosos son trasladados a Morros Blancos






10 marzo, 2018

Los internos serán instalados en el nuevo módulo del principal recinto carcelario del departamento de Tarija

REDACCIÓN CENTRAL/TARIJA

(elPeriódico 10/2018) Tras el motín y fuga  de la cárcel de Palmasola de la ciudad de Santa Cruz, registrado el pasado lunes 5, la Policía decidió sacar a 10 reclusos de este centro penitenciario y llevarlos a otras cárceles de máxima seguridad, cinco de ellos serán remitidos al penal de Morros Blancos de Tarija.

“La determinación se tomó porque sus vidas estaban en riesgo”, argumentó el comandante departamental de la Policía en Santa Cruz, Alfonso Siles.

Sobre el traslado, el director departamental de Régimen Penitenciario, Ariel Miranda,  dijo que la Policía está capacitada para recibir a reos de cualquier lugar, “hasta de Chonchocoro, nosotros tenemos el control de todo”, afirmó, pese a la crítica mediática que surgió tras conocerse de esta información.

Explicó que para el traslado de los reos, van a coordinar el trabajo con la Policía de Seguridad Penitenciara.

Al ser consultado sobre si existen los espacios, Miranda respondió que en el nuevo módulo del penal de Morros Blancos, están dadas las condiciones.

La capacidad de la nueva infraestructura es de 120 personas y actualmente solo hay 21.

Los reos que serán trasladados al penal de Morros Blancos son: Roberto Carlos García de 33 años quien tiene el alias de Kili, Ernesto Américo Gutiérrez de 42 años acusado de robo, Luis Ernesto Heredia de 33 años acusado de asesinato, Clover Saavedra de 42 años sentenciado por asesinato y Dany Jeres Cuéllar de 37 años sentenciado por asesinato. 

Motín

Un motín fue registrado el pasado lunes en el sector PC 4 de la cárcel de Palmasola de Santa Cruz. 

Una de las explicaciones para que este hecho se produjera,  es que los reos estaban molestos por el retiro de  niños que viven en la prisión junto a sus padres,  a raíz del abuso sexual de una menor que ocurrió en una de las celdas. 

Sin embargo,  la otra hipótesis es que en realidad los internos trataron de atacar a los que se encuentran en la zona denominada de El Bote. Para precautelar su seguridad,  ellos fueron llevados a celdas de la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen (Felcc), donde se encuentran actualmente, esperando ser trasladados a otras cárceles. (eP). 

Apunte:

Defensoría del Pueblo 

Por su parte, la delegada defensorial en Tarija, Carola Romero Pacello, indicó que las soluciones a la problemática dentro de los penales no se dan con los traslados.

“Entendemos que estos traslados únicamente constituyen una acción de emergencia que está tomando el Régimen Penitenciario y el Comando Nacional de la Policía para reducir las situaciones de riesgos”, dijo.

Explicó que si bien las personas que serán trasladadas a Tarija han cometido una falta,  debe precautelarse los derechos y garantizar su seguridad.  

“El contar con nuevos internos, que se consideren en una condición tanto problemática, requerirá tomar las medias de control necesarias, con una organización adecuada que evite problemas en nuestra cárcel”, sostuvo.