DOM
NOV
18
DOM
NOV
18

Bolivia promociona el Carnaval de Oruro en Venecia






6 febrero, 2018

Agencias

Este sábado 3 de febrero, en el histórico palacio Ca’ Giustinian del barrio de San Marco, se dio a conocer el Carnaval de Oruro. El Presidente de la Biennale de Venezia Paolo Baratta, en el marco del acto de inauguración oficial del Carnaval de los Niños de la Biennale de Venezia, informó a los asistentes sobre el amplio bagaje cultural que se presenta en la festividad boliviana, razón por la cual en el año 2001 fue Declarado por la UNESCO como “Obra Maestra del Patrimonio Oral e Intangible de la Humanidad”.

En la novena edición del “Carnevale dei ragazzi della Biennale di Venezia” participaron Rumania, Hungría y Bolivia, siendo esta última la elegida para ser parte del Evento Inaugural. La participación boliviana estuvo a cargo de los niños de la segunda generación de bolivianos residentes en el Norte de Italia; quienes a través de la Asociación 100% Salay, proveniente de la ciudad de Bérgamo, deleitaron a los presentes con una explosión de energía y vivacidad, al son del característico zapateo de este ritmo.

En el evento de inauguración el Presidente de la Biennale agradeció la participación boliviana la cual fue posible por las gestiones realizadas por el Consulado General de Bolivia en Milán y el Ministerio de Relaciones Exteriores de Bolivia.

El Carnaval de los Niños organizado por la Biennale es un proyecto educativo que este año ha cumplido su novena edición. Bolivia, a través del Consulado General de Bolivia en Milán, y de forma conjunta con las Asociaciones Culturales presentes en el territorio italiano han asegurado la participación y difusión del folklore boliviano por tres años consecutivos.

SACA PUNTAS

mas
SUMA

La oficina del Defensor del Pueblo, la Armada Boliviana y otras instituciones de Bermejo se sumaron este fin de semana a la campaña nacional contra la trata y tráfico de personas.

RESTA

Es lamentable que el olvido y la dejadez hayan llegado al bosquecillo de Juan XXIII, al ser un espacio pintoresco en otros tiempos que  luce hoy desdibujado en relación a la imagen que tenemos grabada en la retina.