MAR
SEP
18

A PESAR DE… TARIJA TENDRÁ SU MÁSTIL MILLONARIO





5 febrero, 2018

 


El mástil millonario está en Tarija, a pesar de todo, ya se encuentra recostado donde será levantando, 40 metros de una estructura metálica que soportará una bandera gigante de Tarija, habrá que averiguar si lo hizo una empresa especialista en esta clase de trabajos o si se trata de una mástil hechizo que no garantiza mucho. El escándalo desatado cuando la gente se enteró de lo que quería hacer el alcalde Rodrigo Paz, le costó cerca de 30 puntos en su popularidad, así de fuerte fue el impacto, aún así se continuó con la obra. Puede que termine siendo llamativa, eso no estuvo ni está en discusión, lo único que se observó fue la necesidad de la misma frente a problemas reales desatendidos que tiene la ciudad y sobretodo, los distritos donde se levantará. Ausencia total de prioridades en la agenda se Rodrigo Paz. En su momento los vecinos reclamaron la falta de socialización porque desconocían qué se estaba haciendo en esa rotonda cuando la cercaron con calaminas nada estéticas. También cuestionaron por qué se gastarían casi Bs. 5 millones cuando habían dos centros de salud con estudio en mano que costarían más o menos lo mismo y no se ejecutaban porque les habían dicho a los dirigentes que no había dinero para hacerlo. Una barbaridad. Más allá de otros requerimientos urgentes que tampoco se tomaron en cuenta.

Ahora surge un nuevo elemento que preocupa en medio de una disputa en el Concejo Municipal y el alcalde por la ley intrapartidas, ya que este proyecto que había sido inscrito como “hito histórico” tenía un presupuesto de Bs. 20 mil o menos y Paz lo subió a casi Bs. 5 millones sin que nadie supiera, según el concejal Francisco Rosas. De hecho que con ese nombre y ese monto presupuestado, no llamaría la atención de nadie cuando se aprobó el POA respectivo, el 2017, una maniobra astuta que terminó distrayendo y no levantando sospechas, luego se incrementó la cantidad y como no tenía que pasar por la aprobación del Concejo, se siguió adelante.

Rodrigo Paz tendrá su mástil millonario, pero como ya lo anticipamos, será una obra que le dio y le dará dolores de cabeza, se la sacaran en cara en cada elección, trae consigo una factura pesada que puede todavía dar algunas “sorpresas” sobre el precio y otros “detalles” que pueden complicar legalmente al alcalde. Seguimos insistiendo que el no escuchar, el no dialogar y el no entender que se puede equivocar, es un gran “pero” en la gestión del alcalde, que le está generando sendos problemas en cada proyecto que quiere emprender, mientras no se aprenda la lección y se ponga en práctica lo aprendido, esta seguirá siendo la constante y la característica de la actual administración municipal.