LUN
SEP
24

​El parque automotor de EMAT es una bomba de tiempo






26 enero, 2018

Lo camiones de la empresa de recojo de basura habrían cumplido su vida útil

ÁLVARO POSTIGO/BOLINFO/TARIJA 

(elPeriódico – enero 26/2018)  La Empresa Municipal de Aseo de Tarija (EMAT), se convierte en uno de los principales motores de la ciudad; sin embargo, su funcionamiento tiene una serie de problemas, por el estado de sus vehículos, situación que denuncian los mismos trabajadores.

El anterior gerente de EMAT, Rolando Ruiz Gallardo, aseguró que el parque automotor de EMAT es una “bomba de tiempo”,  porque en su conjunto,  toda la maquinaria, incluidos los camiones que brindan el servicio de recolección de basura, habrían cumplido su vida útil. 

Aseguró que en “cualquier momento”,  los vehículos quedarán parados por la falta de mantenimiento,  porque hasta el 2017, la Alcaldía no habría realizado la inversión para el arreglo mecánico de los motorizados.

Ruiz que estuvo 17 años en esta institución, conoce casi de memoria todas las problemáticas que tiene EMAT. 

Recordó que desde el año 2008 no realizan los trabajos preventivos, indicando que en su gestión logró recursos para el mantenimiento “momentáneo” de todo el equipo que integra el parque automotor, pues no le aprobaban los presupuestos requeridos. 

Según Ruiz, los camiones podrían quedar varados en los talleres a la espera de los repuestos para su posterior arreglo.


“En cualquier momento va explotar esto, y vamos a tener un gran problema si el alcalde no le presta la atención debida”, advirtió. 

EMAT tiene 10 camiones compactadores, 4 de carga lateral, 4 que son para la carga de contendores y otro número similar para el transporte del personal. 

Toda la maquinaria estaría funcionando, pero tanto el anterior gerente como los mismos trabajadores, indican que los camiones están empezando  a fallar, sin conseguir recursos para los repuestos. 

“Nosotros le dijimos al alcalde, presupueste recursos para la compra de repuestos y haga un mantenimiento preventivo, para que el funcionamiento del parque automotor esté garantizado por lo menos tres años más”,  declaró Ruiz, quien hasta fin de año fungió como secretario de Movilidad Urbana. 

Remarcó  que en su gestión presentó un proyecto para realizar el mantenimiento “total” del parque automotor, pero esta solicitud no fue tomada en cuenta por el alcalde, Rodrigo Paz Pereira, a quien Ruiz asegura que le había advertido sobre esta situación.

Sobre este problema, también se suman las denuncias de diferentes vecinos de los barrios periféricos, quienes indican que los vehículos no logran llegar a todas las zonas, además que no estarían cumpliendo los horarios establecidos de recojo.


También hubo un reclamo de los comunarios de San Andrés, quienes manifestaron que en diferentes  ocasiones, vieron camiones de EMAT, de los que botaban basura en dicha comunidad. 

El comunario de San Andrés, Alberto Morales, dijo que es necesario realizar el recojo de la basura en dicha zona y que no sea utilizada como botadero.

EMAT además de cumplir con el recojo en la ciudad de Tarija más las comunidades de Cercado, cubre a otros municipios como San Lorenzo y Uriondo, desgastando más los camiones. 

En defensa de esta empresa municipal, el presidente de la Federación Departamental de Juntas Vecinales, Edwin Rosas Urzagaste, aseguró que ese problema está resuelto, porque las alcaldías beneficiadas con el servicio estarían pagando, cuyos recursos serían destinados para el mantenimiento.

Sobre este tema, el  exalcalde, Oscar Montes Barzón, afirmó que en sus gestiones  “siempre” destinó un monto para el mantenimiento y la compra de repuestos  de los vehículos de EMAT que fueron también entregados durante su mandato. 

 “El año 2005 ya hicimos la entrega de algunos vehículos cuando estaba en la prefectura Milciades Peñaloza y luego Adel Cortez, entregando dos tractores más en forma coordinada”, resaltó. 

Indicó que los años 2008 y  2012 realizaron la entrega de equipamiento, “uno en especial fue escogido para recoger residuos del hospital”, dijo Montes. 

Según el exalcalde, en su gestión, no tenían este tipo de problemas. “No puedo decir cómo estarán trabajando, desconozco lo que está pasando ahora, porque son gestiones diferentes, pero cuando yo estaba, todo andaba ‘pichichi”, aseguró.

Desde la Alcaldía aseguran que EMAT, cuenta con el mantenimiento diario de sus vehículos, por lo que todos estarían operando regularmente, sin ningún tipo de inconvenientes, desmintiendo las denuncias de Ruiz como de algunos trabajadores que pidieron mantenerse en el anonimato. (eP).


Datos 

EMAT cuenta con 236 funcionarios, 97 destinados al barrido, limpieza de calles y vías públicas, 74 a la recolección y transporte de basura.

La empresa de recojo de residuos sólidos fue creada en 1995.

Apunte 

Ruiz afirma que EMAT se debilitó

En complemento, el anterior gerente  de EMAT, Rolando Ruiz, denunció que esta institución “perdió el norte”, y  quedó debilitada, afirmando que tras  cinco meses después de haber sido cambiado de puesto dentro del Gobierno Municipal, existen una serie de falencias.

 “No le dieron su importancia a este tema que de seguro será un problema, se ha tenido un retroceso cuando el alcalde ha decidido descabezar algunas unidades importantes como EMAT y la Secretaría de Movilidad Urbana, entonces, fue un cambio que restó en lugar de sumar”, criticó.

Según el gerente saliente existe un “bajón de calidad” en la prestación del servicio, situación que es desmentida por esta empresa, indicando que están ampliando las rutas de recojo como de servicios. (eP). 

SACA PUNTAS

mas
SUMA

La Unidad Especializada para la Persona con Discapacidad del Gobierno Departamental; en coordinación con la Asociación Tarijeña de Sordos Tarija, lideraron la campaña “Incluyéndome en lo Cotidiano”; un experimento social que tuvo como objetivo poner en evidencia las barreras comunicacionales que sufre este grupo poblacional al momento de realizar actividades cotidianas.

RESTA

Desde diferentes páginas de Facebook con el nombre de inmobiliarias están estafando a miles de personas, sin que exista un control efectivo.