LUN
JUL
16

​Tiendas venden prendas policiales sin control 






12 enero, 2018

Desde el Comando departamental de la Policía, lamentan que no exista una norma que regule la comercialización de prendas que utilizan los uniformados

ÁLVARO POSTIGO/BOLINFO/TARIJA

(elPeriódico – enero 12/2018) Son comunes las denuncias contra personas que se hacen pasar por funcionarios policiales, situación que se da especialmente en centros comerciales o en inmediaciones a las terminales de pasajeros.

En un recorrido por la ciudad, elPeriódico pudo comprobar la existencia de tiendas que venden  uniformes y otros artículos identificativos de los funcionarios policiales. 

Pudo comprobarse que no existe ninguna restricción para la venta de este tipo de artículos y prendas de vestir.

Desde el Comando Departamental analizan mecanismos de control más riguroso en tiendas de venta de uniformes policiales. 

Los comerciantes aseguran que solo venden estos productos a gente que presenta documentación policial. Sin embargo, tras realizar una visita a una de las tiendas donde  venden este tipo de prendas,  no fue necesario identificarse,  por lo que sin ninguna irregularidad, los vendedores  procedieron a la libre oferta de los diferentes productos. 

Gorras, chalecos, placas y forros para guardar identificaciones son ofertados libremente. 

El equipo de prensa de elPeriódico, logró identificar 4 lugares donde venden libremente uniformes policiales.  

Dos tiendas fueron identificadas en la zona del Mercado Campesino, donde  comercializan prendas de vestir de la policía, entre otros uniformes para trabajos. 

Otro centro en el que venden este tipo de vestimenta,  se encuentra en la zona de la avenida La Paz.

Desde el Comando policial dicen estar  conscientes de esta situación y lamentan que no exista una norma que regule esta situación.


El comandante departamental de la Policía, Rommel Raña Pommiér, dijo que existe una propuesta desde el Comando General para trabajar en una norma que regule la comercialización de las prendas de vestir con  la debida identificación del comprador, de quien pueda verificarse que es trabajador de esta institución. 

“Son negocios que se han abierto por personas que en algunos casos, son allegadas a las familias de los propios policías, en ocasiones nos traen al Comando de la policía, pero la que nos preocupa son los falsos efectivos policiales”, admitió Raña.

El comandante policial refirió que van a trabajar para solucionar esta situación. Por su parte, los efectivos policiales del Comando Departamental, indicaron que Josefina Mamani, que suele vender una vez por mes indumentaria policial en las puertas Comando, tiene productos que  son confeccionados en talleres de La Paz que tienen un convenio especial para elaborarlos con “exclusividad”. 

Esta mujer tendría el permiso correspondiente para ofertar este tipo de productos, solo en las unidades de la institución.

La venta sin control y los “falsos policías”

Uno de los problemas que genera la venta sin control de prendas y artículos policiales, es la aparición de los denominados “falsos policías”, que vienen a ser delincuentes que no pierden la oportunidad de adquirir chalecos y demás prendas de estos comercios.

En determinados casos, al estar en constante contacto con el entorno policial, estas personas manejan las terminologías técnicas, confundiendo a  sus víctimas. De esta forma, los delincuentes se aprovechan de turistas, personas de la tercera edad y gente del área rural en terminales o centros comerciales.

En ese sentido,  el exdirector de la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen (FELCC), mayor Eduardo Huallpara, explicó que en la pasada gestión, registraron 6 denuncias de robo bajo este modus operandi, de los que 3,  ya fueron resueltos y otros 3,  están en proceso de investigación. 

Al mismo tiempo,  indicó que de estos 3 últimos casos, 2 ocurrieron recientemente en las fiestas de fin de año; sin embargo, aclaró que ya tienen identificado a uno de los autores de estos ilícitos, por lo que están en su búsqueda para proceder a la respectiva aprehensión. 

Acotó que cualquier policía que se encuentre de civil, necesariamente debe portar su credencial policial, que tiene el número de escalafón policial. 

En caso de que el efectivo esté de uniforme, además de aquella indumentaria, debe portar obligatoriamente su plaqueta, misma que tiene  registrado el número de escalafón.

Entre los casos más llamativos, está el que se habría registrado en el mes de junio del 2017, según el fiscal departamental, Gilbert Muñoz Ortiz, quien recibió una denuncia contra tres personas que se hicieron pasar por funcionarios policiales. 

Estas tres delincuentes que se hicieron pasar por policías con el uso de indumentaria comprada en este tipo de tiendas,  subieron a dos turistas a un automóvil con engaños, donde les sustrajeron la suma de 17.000 pesos argentinos y Bs 5.950, posteriormente,  se dieron a la fuga.

El fiscal recomendó a las personas que manejen grandes cantidades de dinero, utilizar cuentas bancarias para hacer sus transacciones y prevenir este tipo de situaciones, en las que incluso se pone en riesgo la vida.

Raña, aseveró que estos sujetos que se hacen pasar por autoridades policiales actúan entre 2 a 4 personas,  usando chalecos de color verde o  negro, para aparentar ser efectivos de la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen (FELCC), la Fuerza Especial de Lucha Contra el Narcotráfico (FELCN),  o de la Dirección de Prevención de Robo de Vehículos (Diprove). 

“Ellos se acercan a la gente que llega a la terminal de buses o paradas intermedias, así como también salidas de hoteles y entidades bancarias,  en realidad, donde hay bastante afluencia de personas por estas fiestas, sobre todo turistas”, explicó Raña. 

Generalmente, otro delincuente espera en un vehículo, donde introducen a sus víctimas, lugar en el que les quitan todas sus pertenencias.(eP).


Datos

Por a la proliferación de los falsos policías, se busca sancionar con más de tres años de prisión a quienes confeccionen, vendan y usen estas prendas sin autorización.

El uniforme completo de un efectivo policial tiene un costo que oscila entre los Bs 350  y los Bs 400.

Apunte 

Fedjuve pide a la policía mejorar servicio 

En complemento, el presidente de la Federación Departamental de Juntas Vecinales (Fedjuve), Edwin Rosas Urzagaste, dijo que  deben mejorar una serie de aspectos en  el orden y la seguridad en la ciudad. 

Rosas admitió que  la seguridad en los barrios mejoró en un “mínimo” porcentaje con el incremento de los patrullajes, aunque estos deben aumentar.

“Hay varias cosas por mejorar en la policía en todos los ámbitos, entonces, vamos a plantear que se mejoren algunos servicios, en lo que respecta a los patrullajes y este tema es preocupante, más en épocas donde las personas de otros lugares nos visitan”, explico Rosas.

En ese sentido, los dirigentes de las juntas vecinales indicaron en conjunto que el Concejo debe  trabajar en leyes y ordenanzas en contra de la venta de artículos de la policía, en lugar de aprobar obras de cemento que no van en beneficio de la seguridad de la población, dijo en plena alusión a la reciente aprobación del proyecto del puente 4 de Julio, que está por encima de los Bs 73 millons. (eP).

Nota de apoyo

No hay normativa para la venta de productos policiales

ÁLVARO POSTIGO/BOLINFO/TARIJA

(elPeriódico – enero 12/2018) Por la falta de una  ley que regule o prohíba la venta de prendas o artículos de la policía, el comandante departamental, Rommel Raña Pommiér, reconoció que es necesaria una normativa que dé lugar al control de la comercialización de los elementos mencionados. En ese sentido,  para evitar que se registren más casos de “falsos policías”, Raña dijo que reforzarán  los controles y la socialización a las personas que llegan del extranjero. 

Raña recomendó que, en caso de ser abordados por estos sujetos, las personas deben intentar comunicarse inmediatamente a los números 110, 911, o a la estación policial más cercana. 

Cuando la víctima esté sola, sugirió tratar de dar señales de que estuviesen sufriendo algún robo de parte de esta gente, situación que podría pasar mediante un grito o un pedido de auxilio.

Además recomienda a las personas que realizan la comercializan de las prendas y artículos, no realizar la venta a cualquier persona, y que si no está identificada como integrante de la policía no se debería venderle ningún artículo. (eP).