LUN
JUN
18

Adolescente desaparece tras ir a un festival en su colegio






29 noviembre, 2017

 

 

Una de las víctimas fue encontrada en un lote baldío en el barrio Ferroviario de Villa Montes en la carretera hacia el Paraguay

 

SAÚL CARDOZO/ BOLINFO/ TARIJA

(elPeriódico-noviembre 29/ 2017) Una adolescente de 16 años de edad salió de su casa el pasado 25 de noviembre a ver danzas en su colegio y hasta la fecha no aparece.

La Policía junto al Ministerio Público investigan un probable hecho de sustracción de menores, por lo que hay una persona sindicada, quien se encuentra con detención domiciliaria. El hecho ocurrió en Villa Montes.

El fiscal departamental, Gilbert Muñoz Ortiz, informó que según los antecedentes que tiene, este caso se remonta al 25 de noviembre en la tarde, cuando la víctima hubiese asistido a un festival de danzas de su colegio y desde ese momento, no regresó a su domicilio.

“Ante la preocupación, sus padres pusieron la denuncia en la Policía y desde entonces, se procedió a la búsqueda, donde también se pudo encontrar a otra menor en un lugar baldío semidesnuda en el barrio Ferroviario camino carretero al Paraguay, con varios hematomas en su cuerpo,  quien manifestó que fue retenida por el ahora aprehendido”, dijo.

Los investigadores creen que ocurrió una situación similar con la joven desaparecida.

“Se llevó a cabo la audiencia cautelar en el juzgado de Villa Montes, donde el juez ha dispuesto la detención domiciliaria para el imputado”, indicó el fiscal.

La Fiscalía analiza interponer el recurso de apelación ante la resolución judicial, porque existe una segunda adolescente que se encuentra desaparecida.

Hizo conocer que el denunciado es Moisés A. C. de 21 años de edad, quien fue acusado por la otra víctima que fue encontrada y donde se cree que el mismo tuvo que ver en ambos casos.

“Es un caso complicado y pedirá al fiscal pueda realizar todas las indagaciones que se necesiten realizar”, refirió. (eP).

 

EL APUNTE

Bolivia se adhiere al convenio sustracción  de menores

 

Bolivia se adhirió al convenio sobre los aspectos civiles de la sustracción internacional de menores, que tiene por objetivo garantizar la restitución “inmediata” a sus países de origen de los niños o adolescentes  trasladados o retenidos ilegalmente, además de velar por sus “derechos de custodia y de visita vigentes” en cualquier Estado parte.

El Estado hizo dos reservas referidas a la traducción al castellano de los procesos y al financiamiento.

El embajador en el Reino de los Países Bajos, Eduardo Rodríguez, fue quien informó sobre la adhesión al convenio internacional del 25 de octubre de 1980.