SAB
JUN
23

​Gremio-Lanús será la gran final de la Copa Libertadores






2 noviembre, 2017

RÍO DE JANEIRO

Dos goles le faltaron a Barcelona para lograr otra hazaña en la Copa Libertadores 2017, edición en la que se impuso a tres rivales brasileños, dos de ellos campeones de América: 0-2 al Botafogo, 0-1 al Santos y 0-1 a Gremio de Porto Alegre, que disputará la final del torneo continental contra Lanús de Argentina.

El cuadro torero, que no alcanzaba la fase de las semifinales desde hace casi 20 años, se impuso en Porto Alegre con un gol del uruguayo Jonatan Álvez (minuto 32), quien fue expulsado luego del pitazo final del juez chileno Roberto Tobar. 

Con mejor posesión de balón y presionando cerca de la mitad del campo, Barcelona dominó el primer tiempo en un encuentro que por momentos tuvo alta intensidad por las arremetidas de ambos planteles. Eso sí, los amarillos dominaron tuvieron más tiempo el esférico.

El conjunto guayaquileño se asentó bien en el gramado brasileño, desarrollando su juego por el centro del campo y aplicando sus mejores armas por el costado izquierdo: con la proyección de Beder y Marcos Caicedo, siendo clave el último en la única anotación del duelo.

La primera acción de peligro a favor del tricolor de Porto Alegre ocurrió a los 15 minutos mediante un remate de mínima potencia de Arthur, al que el guardameta Máximo Banguera respondió con una estirada que mandó el balón al córner.

A los 20m comenzó la presión del local con un disparo de Luan, que Banguera alcanzó a rechazar. El autor de un doblete en el encuentro de ida, disputado en Guayaquil, recibió tomó el balón en el aire y le empalmó un derechazo que despejó Banguera.

La respuesta barcelonista se produjo a la media de hora de partido. Caicedo se escapó por la izquierda y sacó un fuerte remate de zurda, que Marcelo Grohe -de gran actuación en la ida- pudo contener. No obstante, este fue el aviso de lo que pretendía el equipo Ídolo del Ecuador.

A los 32m el mismo Marcos Caicedo recorrió la banda izquierda, engachó y remató hacia el área chica; el balón fue apenas despejado dando rebotes en el área, y el uruguayo Jonatan Álvez despachó con un zurdazo cruzado para marcar el 0-1.

Enfocado en aumentar cifras, a los 54m Ely Esterilla pudo anotar el 0-2 pero el poste impidió el grito de gol barcelonista. No llegó, sin embargo, a sufrir el Gremio, con la cabeza ya puesta en la que será su primera final de Libertadores desde la que perdió en 2007 ante Boca Juniors.

Pese a quedar marginado del torneo, Barcelona se convirtió en el primer club en ganar tres veces como visitante en Brasil en una misma edición de la Copa Libertadores.

En la lucha por levantar su tercera Copa (ya fue campeón en 1983 y 1995), el tradicional equipo del sur de Brasil se medirá ahora en la decisión con el Lanús argentino, protagonista la víspera de una épica remontada ante River Plate.

Alineaciones:

Gremio: Marcelo Grohe – Edílson, Geromel, Kannemann, Cortez – Jailson, Arthur, Ramiro (Michel, 84m), Cícero (Jael, 69m), Fernandinho (Everton, 56m) – Luan. DT: Renato Gaúcho.

Barcelona: Máximo Banguera – Pedro Pablo Velasco, Jefferson Mena, Xavier Arreaga, Beder Caicedo – Oswaldo Minda, Matías Oyola – Ely Esterilla (José Ayoví, 66m), Damián Díaz (Ariel Nahuelpán, 78m), Marcos Caicedo (Erik Castillo, 73m) – Jonathan Álvez. DT: Guillermo Almada.

Árbitro: Roberto Tobar (Chile).

 Expulsado: Jonatan Álvez (finalizado el partido). Estadio: Arena do Germio.