LUN
SEP
24

Juez envía a Palmasola a dos ejecutivos del Banco Unión






26 octubre, 2017

ERBOL

 

La juez Cinthia Delgadillo decidió este jueves enviar a la cárcel de Palmasola a dos ejecutivos del Banco Unión, acusados de estar vinculados con el desfalco millonario protagonizado por Juan Pari Mamani, informó el fiscal Daniel Ayala.

Los acusados son Roger Medina y Edwin Orozco, quienes ejercían los cargos de Jefe Nacional de Tarjetas y Analista Operativo de Tarjetas en la entidad bancaria, respectivamente.

Ambos fueron detenidos en Santa Cruz el martes. Su audiencia cautelar se realizó en La Paz y ahora regresarán al departamento oriental para cumplir la detención preventiva.

Están acusados de delitos financieros y asociación delictuosa.

Según la Fiscalía, Edwin Orozco forzó la cuadratura de las cuentas afectadas por Pari para que no existan diferencias con los estados financieros que eran firmados por él y Róger Medina.

De acuerdo con la investigación, ambos incumplían sus funciones asignadas, ya que hacían parecer que todo era regular en la agencia bancaria de Batallas del Banco Unión.

El abogado del Banco Unión, Aldo Burgos, explicó con anterioridad que ambos detenidos son parte de una red de corrupción, puesto que debían ser los encargados de conciliar las cuentas correspondientes al dinero sustraído por Pari.

El Ministerio Público continúa con las investigaciones del desfalco de más de 37 millones de bolivianos. El principal implicado, Juan Pari Mamani, cumple detención preventiva en la cárcel de Chonchocoro.

SACA PUNTAS

mas
SUMA

La Unidad Especializada para la Persona con Discapacidad del Gobierno Departamental; en coordinación con la Asociación Tarijeña de Sordos Tarija, lideraron la campaña “Incluyéndome en lo Cotidiano”; un experimento social que tuvo como objetivo poner en evidencia las barreras comunicacionales que sufre este grupo poblacional al momento de realizar actividades cotidianas.

RESTA

Desde diferentes páginas de Facebook con el nombre de inmobiliarias están estafando a miles de personas, sin que exista un control efectivo.