DOM
SEP
23

Calero y Pichincha definirán el título






27 agosto, 2017

 

ANDRÉS TÓRREZ TÓRREZ

Los equipos de Calero y Pichincha de Potosí, se han clasificado para la final de la sexta versión de la Liga Boliviana de Básquetbol (LIBOBÁSQUET) y buscarán ser el primer equipo de Potosí que se corone campeón en este certamen.

Este es un hecho histórico para el básquetbol potosino, ya que por primera vez, la Villa Imperial tendrá una final en la Liga Boliviana del Básquetbol, con una lucha entre elencos potosinos, lo que solamente se dio en el Apertura 2015, cuando los elencos tarijeños de la Salle y Vikingos, definieron al campeón.

Pichincha aseguró el boleto a la final tras vencer el viernes en el quinto partido al conjunto de CAN, de Oruro, mientras que Calero lo hizo hace una semana, tras despachar al actual bi-campeón San Simón, de Cochabamba.

De esta manera Potosí rompe la hegemonía de los equipos de Tarija y Cochabamba, que se adjudicaron los 5 anteriores campeonatos de la LIBOBÁSQUET, los tarijeños que son los que más ganaron, en 2 oportunidades con La Salle y Vikingos, en una, mientras que los vallunos ganaron los 2 últimos campeonatos por intermedio de la Universidad San Simón.

TRIUNFO DE PICHINCHA

El partido se jugó en el Coliseo del “Parque Nacional” de Oruro, el equipo de Pichincha debió  sacar fuerzas de flaquezas, para imponerse al ambiente adverso  y en el último cuarto ganó el quinto encuentro de la semifinal al Club Atlético Nacional (CAN) por 88 a 75.

El partido tuvo varios matices desde el inicio, el escenario que no cuenta con todas las comodidades para encuentros de esta envergadura y que fue colmado en su totalidad derivó en algunos inconvenientes entre el público orureño y el potosino, que se trasladó hasta la sede del cotejo.

Con retraso comenzó el partido en el cual ninguno de los dos quintetos regaló nada. Con el transcurrir de los minutos, el cotejo se fue calentando ya que tuvo dos expulsados en Pichincha y uno en CAN.

En el primer cuarto, el equipo local hizo respetar su casa al imponerse por 20 a 16.

La diferencia era muy corta para anticipar un ganador ya que ambos quintetos pusieron toda la “carne al asador” en busca de hacerse de la victoria.

En el segundo cuarto, ninguno de los dos regaló un centímetro y el partido se tornó de ida y vuelta. Este cuarto quedó emparejado a 22 puntos, pero en el global mandaba CAN 42 a 38.

Pichincha sabía que el margen de error no existía en este duelo, por lo que salió con todo su poderío al tercer cuarto. Después de ser más efectivo que su rival en los lanzamientos la vieja casona dio la vuelta el marcador y ganó 24 a 19 dejando el global 62 a 61 a favor de los potosinos.

El último cuarto fue uno de los mejores que jugó el cuadro de la vieja casona para hacerse de la victoria y dejar el marcador final 88 a 75 y con ello ganar el boleto a su segunda final, hay que recordar que la primera la jugó en el Apertura 2016, donde perdió la definición frente a San Simón.

Por su parte Calero jugará su primera final, aunque compensa con la presencia del entrenador Giovanni Vargas, el más ganador de los entrenadores del básquetbol boliviano, al haber ganado los 2 títulos con La Salle y el que logró Vikingos.

ARRANCA EL VIERNES

Aunque aún la Federación Boliviana de Básquetbol, no ha oficializado el rol de partidos de la final entre Calero y Pichincha, se sabe que el primer encuentro tendrá lugar el viernes 1 de septiembre en el Coliseo “Ciudad de Potosí”.

SACA PUNTAS

mas
SUMA

La propuesta realizada por el Sedeges para que la ropa incautada por la Aduana Nacional en los últimos operativos efectuados en la ciudad de Tarija sea donada a los hogares de acogida, como a los sectores más vulnerables del municipio.

RESTA

Siguen los chaqueos con la complicidad de las mismas comunidades campesinas que tratan de encubrir a los responsables de los incendios que son registrados, mismos que ponen en riesgo el medio ambiente e incluso la vida de los habitantes de estas zonas.